Crédito: Rajanish Kakade / AP

(CNN) – India ha detectado una nueva variante “doble mutante” de COVID-19, mientras el país lucha por contener un aumento en los casos que genera temores de una segunda ola.

Se han encontrado VOC (variantes de preocupación) y una nueva variante con dos mutaciones en India”, dijo el miércoles el Ministerio de Salud del país en un comunicado, y agregó que “la secuenciación genómica y los estudios epidemiológicos continúan analizando la situación”.

Lee también: Preocupante estudio: Deforestación está relacionada con brotes de enfermedades infecciosas como el COVID-19

Una variante “doble mutante” es una cepa de virus que porta dos mutaciones. Aún no está claro cuántas infecciones se han relacionado con esta variante, o si la cepa es más peligrosa, pero el Ministerio dijo que “tales mutaciones generan un escape inmunológico y un incremento de la inefectividad”.

Esto quiere decir que “burlan la acción de los anticuerpos neutralizantes, producidos por enfermedad natural o por vacunación”, explicó el Dr. Elmer Huerta, experto en Salud Pública y colaborador de CNN en Español.

Lo que se sabe de la variante “doble mutante” y los casos actuales

Según el Ministerio, el número de casos conocidos relacionados con la doble mutación no fue lo suficientemente alto como para explicar el aumento actual de infecciones en todo el país.

India registró 53.476 nuevos casos el jueves, el aumento más alto en un solo día en cinco meses. La última vez que el recuento diario fue tan alto fue el 23 de octubre, según un recuento de CNN de cifras del Ministerio de Salud.

La primera ola de infecciones del país comenzó a subir el verano pasado y alcanzó su punto máximo en septiembre, y las cifras disminuyeron lentamente desde entonces. En febrero de este año, el número de casos diarios se había reducido en casi un 90%, a unos 10 mil por día.

Lee también: ¿Cómo las barbas pueden afectar el riesgo de sufrir COVID-19?

Pero a principios de marzo, quedó claro que los casos volvían a aumentar lentamente, y se han disparado en las últimas semanas. India ahora ha informado de un total de más de 11,7 millones de casos y 160.000 muertes relacionadas, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

Yo diría que es el comienzo de una segunda ola”, dijo este miércoles Randeep Guleria, director del Instituto de Ciencias Médicas de la India. “Es algo que ya se ha visto en muchos países europeos; parece que estamos siguiendo su camino”.

Hay varios factores: uno es la fatiga por COVID-19 y la posibilidad de que las personas sean menos cautelosas debido a la disminución de las infecciones en el invierno. “Ves que, en la comunidad, cuando sales, cada vez se usa menos mascarilla”, añadió Guleria.

Otro factor podría ser el aumento de “variantes que llegarán a la India desde otras partes del mundo”, manifestó, señalando la cepa detectada por primera vez en el Reino Unido, que desde entonces se ha extendido a numerosos estados de la India.

Variantes y mutaciones de COVID-19

Todos los virus evolucionan con el tiempo y, a veces, realizan cambios cuando se replican, lo que provoca mutaciones. Algunas tienen poco efecto, pero otras podrían hacer que la variante se transmita más fácilmente o causar infecciones con síntomas más graves.

De alrededor de 10.787 muestras analizadas por el Consorcio de Genómica del SARS-CoV-2 de la India de 18 estados, se detectaron 771 casos de variantes preocupantes, la mayoría de las cuales eran la cepa del Reino Unido, 34 fueron de la identificada por primera vez en Sudáfrica y 1 fue la variante P.1 de Brasil.

Aunque el Ministerio señaló que estos no están correlacionados con el reciente aumento en los casos, las variantes se han detectado principalmente en estados de “grave preocupación” que están registrando los números más altos, incluidos Punjab y Maharashtra. Y ahora se han informado dobles mutaciones.

No es extraño ver una variante “doble mutante”

En lo que va del año en Maharashtra, “ha habido un aumento en la fracción de muestras con las mutaciones E484Q y L452R”, sostuvo la autoridad de salud. Se encontraron en el 15-20% de las muestras y no coinciden con ninguna variante de preocupación previamente catalogada.

No es inusual ver múltiples mutaciones en una variante. “Todos estos virus (variantes) con los que estamos tratando ya son mutantes”, dijo el virólogo Jacob John. La cepa que se volvió prevalente a nivel mundial ya era diferente de la primera que se originó en Wuhan, China, agregó.

Lee también: COVID-19: 7 de cada 10 personas hospitalizadas no se han recuperado por completo 5 meses después del alta

La cepa que se encontró por primera vez en el Reino Unido, formalmente llamada variante B.1.1.7, tiene 23 mutaciones en comparación con la cepa original encontrada en Wuhan, según la Sociedad Estadounidense de Microbiología. La de Brasil conocida como P.1 tiene 17 mutaciones.

La peligrosidad de una mutación depende del lugar del virus en el que se produzca. Guleria advirtió que una doble mutación no era necesariamente motivo de alarma, ya que los investigadores aún están investigando el efecto de las mutaciones.

¿Qué variantes, y qué mutaciones, podrían evadir los efectos de nuestras vacunas existentes?

“Si alguien se infectó con el coronavirus hace seis meses, esa persona es inmune al coronavirus no mutado (…) ¿Pero la persona sigue siendo inmune a las variantes? Eso tiene que ser estudiado”, dijo John.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias