Imagen referencial

(CNN) – La ivermectina, un medicamento que normalmente se usa para tratar parásitos, incluidos los piojos y la rabia, no pareció tener un impacto significativo en la mejora de los síntomas de los pacientes con COVID-19.

En enero, el Panel de Pautas de Tratamiento de los Institutos Nacionales de Salud manifestó que no había suficientes datos para recomendar o no el uso de esta medicina para tratar a los pacientes contagiados con el nuevo coronavirus.

Lee también: Riesgo de morir por COVID-19 es 10 veces mayor en países cuyas poblaciones tienen obesidad o sobrepeso

Incluso sin estudios que demuestren que funciona, algunos médicos han promocionado fuertemente el tratamiento. La ivermectina es un medicamento barato con propiedades antiinflamatorias y parecía evitar que el virus se replicara en los estudios de laboratorio.

Sin embargo, el hecho de que sea efectivo en el investigaciones realizadas en laboratorio no significa que funcionará en la vida real. La mayoría de los médicos y especialistas convencionales se han reservado su juicio respecto a esta medicina.

En el estudio realizado en Colombia, casi 500 adultos con una enfermedad leve que presentaron síntomas durante 7 días se ofrecieron como voluntarios para ayudar a probar el medicamento. La investigación es lo que se conoce como ensayo de control aleatorio doble ciego, el estándar de oro de los ensayos.

La mitad de los voluntarios recibió la ivermectina durante cinco días, la otra mitad recibió un placebo y atención estándar. Los pacientes se inscribieron en el ensayo entre julio de 2020 y noviembre de 2020 y los médicos realizaron un seguimiento hasta diciembre.

Lee también: La OMS enfatiza en no utilizar hidroxicloroquina para prevenir el COVID-19

Al final del ensayo, hubo un número casi igual de eventos adversos en ambos grupos de voluntarios. Quienes recibieron el medicamento dijeron que sus síntomas disminuyeron en 10 días, mientras que quienes recibieron el placebo, 12 días. Dos días no se consideraron una mejora “significativa”.

Los hallazgos no apoyan el uso de ivermectina para el tratamiento del COVID-19”, concluye el estudio. El equipo detalló que pueden ser necesarios ensayos más grandes para comprender mejor si otorga algún otro tipo de beneficio a los pacientes. En este caso, el estudio se centró en los síntomas y el padecimiento leve.

Los resultados completos fueron publicada en la revista Journal of the American Medical Association (JAMA).

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias