La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que un 67% de la población mundial es portadora de herpes tipo 1 (VHS-1). La alta resilencia del virus se debe a sus alta tasa de contagio, debido a que se transmite a través de la saliva.

El VHS-1 tiene la particularidad de generar una infección permanente en el cuerpo, alojandose en las neuronas.

Estudios internacionales afirman que el herpes podría ser un factor de riesgo para desarrollo de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer. Esto quedó demostrado en un estudio publicado en Journal of Alzheimer’s Disease realizado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad Austral de Chile.

Lee también: Juan Pablo Cid: El profesor de química chileno que reorganizó la tabla periódica en pos de la educación

A través de un inédito experimento que buscaba observar en tiempo real el comportamiento de las neuronas infectadas por VHS-1, el equipo desarrolló un estudio en base a un cultivo de células cerebrales.

“Esto quiere decir que a través de un organismo, en este caso roedores, se extraen neuronas y se cultivan in vitro”, explicó la doctora Carola Otth, prorrectora de la Universidad Austral de Chile e investigadora responsable del estudio a Ciencia en Chile.

Luego ser afectadas activamente por unas cuantas horas por el virus, las neuronas cultivadas exhibieron cambios en su comportamiento normal de conexión mutua; en contacto con el VHS-1 acortan sus dendritas, se vuelven redondas y pierden sus conexiones sinápticas.

Lee también: Equivalente a 25 mil notebooks: Así funciona el supercomputador chileno “Guacolda”

 “El contacto con el virus modifica el comportamiento de la proteína tau, que es la proteína encargada de mantener la forma de la célula. Esta conecta componentes del citoesqueleto, que es base de la célula y actúa como una carretera por donde pasan vesículas conteniendo neurotransmisores que permiten que fluya la información de una neurona a otra. Entonces, si en una neurona falla el citoesqueleto, ésta se daña, desarma y no puede conectarse con otras neuronas”, añade Otth.

La memoria, el conocimiento y el pensamiento son el resultado de procesos químicos entre neuronas. Cuando se alteran aparecen secuelas cognitivas como la pérdida de memoria a corto plazo, culminando en enfermedades neurodegenerativas.

El estudio realizado por la UACh corrobora que el VHS-1 induce alteraciones en el citoesqueleto celular, de la misma forma en que ocurre el Alzheimer; a través de la modificación de la proteína tau.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias