Según un grupo de investigadores, la resistencia antibiótica está aumentando en los delfines, imitando la tendencia vista en humanos.

Los científicos examinaron los patógenos encontrados en los orificios nasales, fluidos gástricos y heces de los delfines nariz de botella del Indian River Lagoon en Florida. Las muestras fueron recolectadas entre el 2003 y el 2015.

El área cuenta con una amplia población humana en la costa, además de importantes problemas medioambientales.

Lee también: Expertos llaman a no automedicarse: Crece el consumo de antibióticos y la resistencia bacteriana en Chile

“Fosas sépticas, escorrentía de la tierra, descarga de agua dulce de los canales, por nombrar algunos”, afirma Adam Schaefer de la Florida Atlantic University, principal autor del texto para The Guardian.

De las 733 muestras de los 171 delfines analizados, 88% contenian un patógeno resistente a al menos un antibiótico.

El medicamento al cual los patógenos fueron más comúnmente resistentes era la eritromicina, que es utilizada para tratar infecciones respiratorias, acné e infecciones de transmisión sexual, entre las que se encuentran la clamidia y el sífilis.

Resistencia al antibiótico ciprofloxacina entre los patógenos E. coli se duplicó durante el periodo que duró el estudio, imitando la tendencia en las infecciones humanas.

Lee también: Investigación indica que el cambio climático podría ser el culpable de la propagación de una “súperbacteria”

“La resistencia antibiótica es uno de los riesgos más grandes para la salud pública”, afirmó Gregory Bossart, veterinario en jefe del Acuario de Georgia y coautor del estudio.

“Mientras la resistencia incrementa, la probabilidad de tratar las infecciones causadas por patógenos comunes disminuye“, agrega Bossart.

Al menos 2 millones de personas personas contraen infecciones resistentes a los antibióticos cada año en Estados Unidos, de las cuales por lo bajo, mueren 23 mil como resultado.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias