Crédito: Universidad de Cambridge

No es una película de ciencia ficción mezclada con Dr. House, pero lo parece. Un grupo de investigadores desarrolló pequeños pulmones artificiales cultivados en laboratorio para observar cómo el coronavirus les afecta.

Los más de 42 millones de casos a lo largo del mundo hasta la fecha motivaron a expertos de la Universidad de Cambridge a crear estos mini órganos a partir de células madre adultas.

Lee también: Nuevo estudio cuestionó la efectividad del plasma convaleciente para tratar el COVID-19

Estos prototipos cultivados en tres dimensiones imitan los pequeños sacos de aire de los pulmones, más conocidos como alvéolos, donde se produce la infección por coronavirus y el daño pulmonar severo.

Todavía sabemos sorprendentemente poco sobre cómo el SARS-CoV-2 infecta los pulmones y causa enfermedades. Nuestro enfoque nos ha permitido cultivar modelos 3D de tejido pulmonar clave, en cierto sentido, ‘mini pulmones’, en el laboratorio y estudiar qué sucede cuando se infectan”, señaló en un comunicado el Dr. Joo-Hyeon Lee, coautor principal del estudio.

Para realizar esta investigación, los científicos extrajeron las células de los alvéolos del tejido que fue donado y las reprogramaron a su etapa anterior de células madre, para cultivarlas en 3D y luego las infectaron con una cepa de SARS-CoV-2 extraída de un paciente contagiado en Wuhan.

Tras esto, el virus se replicó velozmente, alcanzando la infección celular completa tras seis horas. Casi a la par, las células comenzaron a producir interferones, proteínas que “advierten” a células vecinas para que activen sus defensas.

Lee también: Estudio advierte que mujeres de entre 50 y 60 años serían más propensas a sufrir un “COVID largo”

Después de 48 horas, los interferones desencadenaron una respuesta inmune innata y las células comenzaron a luchar contra la infección. 70 horas más tarde “un subconjunto de células alveolares comenzó a desintegrarse, provocando la muerte celular y daño al tejido pulmonar”, señaló la Universidad de Cambridge en su sitio web.

“Podemos abordar muchas preguntas clave sin respuesta, como comprender la susceptibilidad genética al SARS-CoV-2, evaluar la infectividad relativa de mutantes virales y revelar los procesos de daño del virus en las células alveolares humanas (…) Lo más importante es que brinda la oportunidad de desarrollar y detectar posibles agentes terapéuticos contra la infección por SARS-CoV-2”, manifestó el Dr. Young Seok Ju, coautor principal de la investigación.

La investigación completa fue publicada en la revista Cell Stem Cell.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias