El día de ayer la NASA contactó por última vez con el Opportunity Rover en Marte, esperando que la máquina del porte de un carrito de golf pudiera contestar y entregar buenas noticias.

Desde junio del año pasado el robot no ha respondido, probablemente porque una tormenta de arena cubrió sus paneles solares de polvo.

Lee también: Desde el arribo del InSight a Marte hasta la primera mujer premio Nobel de física: Estos fueron los hitos científicos que marcaron el 2018

La agencia espacial estadounidense lo ha llamado más de mil veces a lo largo de 8 tristes meses en vano. El 13 de febrero no fue la excepción: La NASA declaró al Opportunity Rover oficialmente muerto.

“Estuve ahí ayer junto con el equipo cuando los comandos fueron enviados al cielo oscuro”, declaró Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la NASA para Wired en un luto llamado Una vida de oportunidades. “Y me convencí de que ya no estamos recibiendo respuestas de nuestro querido Opportunity“, agregó.

“Estoy acá con un profundo sentimiento de apreciación y agradecimiento. Declaro la misión de nuestro explorador completa“, apuntó Zurbuchen. “Estoy rodeado de mi equipo y debo admitir, es un momento muy emotivo”, agregó.

Así que es cierto de que el Opportunity está técnicamente muerto. Pero quizás es más correcto afirmar que completó valientemente su misión. Se esperaba que estuviera en la superficie marciana por tan sólo 3 meses. Sin embargo, su muerte no ocurrió hasta 15 años después de lo estipulado.

Lee también: Alyssa Carson: Los sueños de la niña que podría ir al espacio

Estaba diseñado para viajar un kilómetro, pero su metraje llegó a los 45 kms. Junto a su compañero el Rover Spirit, los dos robots estudiaron lo más que pudieron el planea rojo, descubriendo nuevos tipos de polvo, las composiciones geológicas de Marte e incluso un meteorito.

¿Pero cómo el Opportunity duró tanto tiempo? Por dos razones; primero, la NASA había anticipado que el polvo iba a ser un problema, lo cual -se pensaba- iba a tapar los paneles solares del robot en sólo 3 meses.

“No esperábamos que un viento corriera periódicamente y levantara el polvo de sus vectores”, afirmó John Callas, gerente del proyecto a cargo del Opportunity. “Esto en un ciclo estacionario nos permitió no sólo sobrevivir el primer invierno, si no todos los inviernos que alcanzamos a presenciar“, concluyó.

Lee también: Sonda InSight captó los primeros sonidos del viento en Marte

En segundo lugar, la agencia espacial cuenta con un equipo de ingenieros del más alto nivel. “Estos rovers tienen las mejores baterías del sistema solar” declaró Callas. El robot aguantó 5 mil ciclos de carga y descarga, además de mantenerse a una capacidad del 85% hasta su deceso.

Foto: NASA – Fotos de la tormenta que acabó con la vida del Opportunity Rover

Callas también entregó su teoría con respecto a por qué el Opportunity no pudo recuperarse de la tormenta de polvo global marciana de junio: la falta de luz significo que su batería no se pudo cargar.

Sin embargo, la investigación del planeta rojo no termina con la muerte de este héroe robótico. En noviembre del año pasado el InSight Lander aterrizó en la superficie de Marte con la misión de investigar las cualidades geológicas del planeta.

Además no hay que olvidar que el Curiosity Rover sigue investigando, manteniendo el legado de su difunto compañero.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias