Crédito: EPA

Los animales se encuentran en una constante lucha en todo su período de vida y la actividad humana es la responsable. Si no están siendo afectados por las consecuencias del cambio climático, son perseguidos por los cazadores ilegales que venden partes de su cuerpo en el mercado negro o porque lo consideran como mera actividad “reacreativa”.

En línea con los cazadores furtivos, se dio a conocer una lamentable noticia en la que una bebé elefante de Sumatra fue la víctima fatal.

Lee también: Avanza proyecto de ley que prohíbe el testeo animal en la industria cosmética

El animal fue encontrado en la ciudad de Aceh Jaya -en Indonesia- por pobladores y fue llevado a la Agencia de Conservación de Recursos Naturales Aceh. Fue allí donde trataron de salvarle la vida, indicó el jefe del centro, Agus Arianto.

Crédito: EPA

El animal era una hembra y aún conservaba la trampa incrustada en su trompa, por lo que tuvieron que amputarla.

Los elefantes de Sumatra son una especie en peligro crítico debido a la rápida deforestación de su hábitat natural.

Lee también: La crisis climática está afectando la forma del cuerpo de las aves

Lamentablemente, dos días después de su llegada, el bebé elefante de un año falleció debido a las infecciones. “No pudimos salvarlo porque la lesión fue grave e infectada. Hicimos todo lo posible para ayudarla“, indicó Arianto a la BBC.

Esta reciente muerte está relacionada con un sinnúmero de animales asesinados por la caza furtiva en el continente asiático. En julio encontraron a un elefante adulto decapitado y sus colmillos fueron brutalmente arrancandos de su rostro para ser vendidos en el mercado negro de marfil.

Tags:

Deja tu comentario


Sigue la cobertura en CNN Chile y CHVNoticias