Durante esta jornada, China envió exitosamente a la Luna una nave no tripulada con el objetivo de traer rocas y muestras de suelo lunar a la Tierra. Este hecho no ocurría desde hace más de cuatro décadas.

Chang’e-5 es el nombre de esta sonda bautizada en honor a la antigua diosa china de la luna. El material recolectado por ella ayudará a los científicos a entender mejor los orígenes y la formación del satélite natural.

Lee también: Descubren una galaxia “muerta” oculta al interior de la Vía Láctea

Esta misión, que durará cerca de un mes, busca poner a prueba la capacidad de China para adquirir muestras de forma remota. El paso final del país asiático es tener una estación espacial dedicada a la investigación y eventualmente instalar una colonia humana en la Luna.

La nave espacial intentará recolectar 2 kilogramos de muestras en una llanura volcánica llamada Mons Rümker ubicada en la región de Oceanus Procellarum, o “Océano de tormentas”.

Esta es una misión realmente audaz (…) Van a mover la pelota por el campo a lo grande con respecto a comprender muchas cosas que son importantes sobre la historia lunar”, sostuvo David S. Draper, científico jefe adjunto de la NASA, según consigna The New York Times.

Lee también: Misterio resuelto: Así se creó esta rara nebulosa similar a un ojo azul en el espacio

Cuando se encuentre en la órbita de la luna, la sonda desplegará un par de vehículos a la superficie: Una perforará el suelo para transferir las muestras al segundo artefacto que despegará y se acoplará con un módulo en órbita para retornar a nuestro planeta.

De tener éxito, China se convertirá en el tercer país que consigue recuperar muestras lunares, luego de Estados Unidos y la Unión Soviética, cuyas misiones se realizaron mayoritariamente durante la década de 1970.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias