El cohete Starship, de la agencia aeroespacial privada SpaceX, ya se ha transformado en un todo un ejemplo de perseverancia, ya que, nuevamente, un prototipo experimental estalló al final de un vuelo de prueba.

La transmisión en vivo del ensayo se detuvo pocos minutos después del lanzamiento, durante la maniobra de aterrizaje. Las últimas imágenes muestran como la cámara que alberga el escape de los motores se llenó de humo, pero las condiciones climáticas impidieron observar el final de la prueba.

Lee también: Starship de SpaceX finalmente logró aterrizar, pero explotó minutos después

Sin embargo, el director de la compañía, Elon Musk, confirmó el trágico final del prototipo a través de su cuenta de Twitter. “Algo serio debió pasar al iniciarse la ignición de aterrizaje (…) Debería saberse qué una vez podamos examinar los restos más tarde hoy“, escribió.

Los tres lanzamientos anteriores de prototipos de SpaceX se estrellaron o explotaron poco después del aterrizaje. El nuevo artefacto, bautizado como Starship SN11, se elevó a más de 9 kilómetros y descendió horizontalmente hasta que explotó entre la densa niebla al aterrizar.

Lee también: ¿Te gustaría ir a la Luna? Multimillonario japonés abrió concurso para viajar a bordo de un SpaceX

Con las naves Starship, la compañía de Musk pretende transportar cargas y personas a la Luna, Marte y otros lugares lejanos del espacio. En ellos, SpaceX intenta probar una nueva forma de aterrizaje, la cual es esencial para permitir que este sistema de transporte sea reutilizable.

En el ensayo anterior, realizado a principios de marzo de este año, el prototipo SN10 logró elevarse varios kilómetros y descender con éxito por primera vez en tierra firme. Sin embargo, poco minutos después, el cohete estalló en su pista de aterrizaje.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias