Crédito: Pexels

Las películas de ciencia ficción nos han demostrado lo que debemos -y no debemos- hacer en caso de que un cometa o meteorito impacte nuestro hogar. Asimismo, los peligros que implicaría su impacto para la humanidad y el ecosistema.

Es por ello que causó revuelo, y un poco temor, cuando hace unos siete años una pareja de astrónomos -Pedro Bernadinelli y Gary Bernstein- de la Universidad de Pensilvania, Estados Unidos, descubrió un monstruoso cometa que poseía entre 96 a 160 kilómetros de ancho.

Lee también: Australia se prepara para enviar su primer rover a la Luna en 2026

El denominado cometa Bernardinelli-Bernstein (BB) fue confirmado hace algunos meses en un artículo publicado en la revista The Astrophysical Journal Letters, en el cual lo describieron como una “vaca casi esférica de los cometas”.

Si bien el objeto presenta un viaje tipo crucero en dirección a nuestro planeta -el cual podría haberse originado durante los eventos astronómicos que crearon nuestro hogar hasta miles de millones de años- la investigación detalla que no impactará contra la Tierra.

Para nuestro regocijo y fortuna, el cometa BB tendrá una lejana aproximación a nuestro planeta para 2031: se encuentra navegando entre las órbitas de Urano y Saturno, por lo que no representa una amenaza para la humanidad.

Lee también: Las extrañas ondas de radio que provienen desde el corazón de la Vía Láctea y están desconcertando a los expertos

Su acercamiento permitirá a la comunidad científica poder estudiarlo un poco más de cerca con el objetivo de comprender y descubrir cómo era nuestro sistema solar antes de la creación de los planetas.

El cometa “es impecable. No le ha pasado mucho a este objeto desde su formación en los primeros días del sistema solar, por lo que podemos pensar en él como una ventana al pasado”, explicó Pedro Bernardinelli a The Daily Beast.

Revisa el estudio del cometa BB a continuación:

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias