VIDEO RELACIONADO - Buscan revivir a animales extintos (02:19)
{"multiple":false,"video":{"key":"czsQEk9wYql","duration":"00:02:19","type":"video","download":""}}

Los descubrimientos paleontológicos son increíbles porque nos acercan a conocer la biodiversidad y cómo eran los animales hace cientos de millones de años. Ahora, un nuevo hallazgo nos adentra hasta la cavidad bucal -literalmente- de un extinto mamífero fanático de los alimentos dulces.

El curioso análisis de unos fósiles de 54 millones de años pertenecientes a un primate prehistórico llamado Microsyops latidens, reveló que el ejemplar sufrió de caries dentales -relativamente comunes- debido a una dieta rica en azúcares.

Esto nos demuestra que, al igual que los humanos, los animales en la antigüedad no se resistían a las delicias azucaradas que nos entrega la naturaleza. Un verdadero animal glotón.

Ilustración de M. Latidens. Crédito: Ann Sanderson.

Lee también: Estados Unidos: Encuentran artefactos prehistóricos en el estómago de un caimán

Creo que la mayoría de la gente asumió que estos agujeros eran algún tipo de daño que ocurría con el tiempo, pero siempre ocurrían en la misma parte del diente y siempre tenían esta curva suave y redondeada”, comentó Keegan Selig, autor principal del estudio en un comunicado.

¿Cómo descubrieron que eran caries?

Se utilizó escáneres de micro-TC, lo que permitió mirar de manera efectiva el interior de los dientes de este pequeño mamífero. Allí, descubrieron no solo una carie, sino que estaban presentes en 77 dientes, convirtiéndose en la muestra más grande y más antigua conocida.

Crédito: Universidad de Toronto.

Debido a que el equipo de la Universidad de Toronto, en Canadá, poseía varios fósiles de diferentes edades, descubrieron que en el grupo de mayor edad, el 7% poseía caries, mientras que en los menores el 17% presentaba caries.

Lee también: Descubren restos del primer perro doméstico patagónico chileno: Ayudaba en labores de pesca a los Chonos hace 730 años

Esto revela el gran apetito por las frutas que tenían los M. latidens, que hace 65 millones de años se volvieron más abundantes, entregando un sinnúmero de productos a los primates.

Comer fruta se considera uno de los sellos distintivos de lo que hace únicos a los primeros primates. Si eres un pequeño primate correteando entre los árboles, querrás comer alimentos con un alto valor energético. Es probable que tampoco les preocupara tener caries”, agregó Selig.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias