{"multiple":false,"video":{"key":"b4626xxFOd","duration":"00:02:54","type":"video","download":""}}
VIDEO RELACIONADO – Plasma de sangre de pacientes recuperados derrota al coronavirus (02:54)

La terapia con plasma convaleciente se conoce hace más de un siglo y ha sido utilizada para tratar diversas enfermedades, como la del virus Hanta. En 1918 se aplicó en enfermos de la denominada gripe española, una pandemia que surgió por el brote del virus influenza A del subtipo H1N1. Este tratamiento con sangre de personas recuperadas ha cobrado nuevamente relevancia, arrojando resultados exitosos en pacientes críticos de coronavirus.

El sistema funciona a partir de la donación sanguínea de una persona que ha tenido la enfermedad y se ha recuperado, para que sea utilizada en contagiados. El proceso es el siguiente: cuando la persona recuperada dona su sangre, se remueven los glóbulos rojos, las plaquetas y otros componentes celulares, y la porción líquida que se obtiene es lo que se denomina plasma. Esta sustancia contiene agua, sales, anticuerpos y otras proteínas, que son introducidas a la persona enferma.

Lee también: Plasma de sangre de pacientes recuperados de COVID-19 podría salvar vidas en Chile

En Chile ya existe una red de salud que aplica esta técnica, y todos los recuperados de COVID-19, de entre 18 y 70 años pueden donar plasma en las instituciones asociadas. Esta recolección, será entregada a los pacientes que lo requieran a través de distintos centros de salud, tanto públicos como privados, y será el médico de cada paciente, quien determine la mejor opción de tratamiento. Puedes ver más información para donar en www.donantecovid.cl

Aún en estudio

La administración de plasma convaleciente no es un procedimiento complejo, al contrario, es relativamente sencillo. “Es un pequeño volumen que se pasa en una o dos horas al enfermo”, explica a Futuro 360 la infectóloga de la Red Salud UC CHRISTUS, Elvira Balcells. Agrega que lo que es un poco más complejo, es todo el proceso previo: recolectar el plasma, recibir a los donantes, realizar los chequeos de exámenes de seguridad. “Al donante se revisa que no tenga algún otro virus, que no tenga nada que sea transmisible como VIH, hepatitis B, hepatitis C, etc.”, dijo.

Es importante considerar que no a todos los enfermos que se les administra plasma convaleciente se mejoran. “En algunos pacientes, efectivamente hay una respuesta rápida y uno ve que hay una tendencia a una recuperación relativamente rápida, pero en otros, no es así. Hay pacientes en los que la respuesta es más bien lenta y otros, en los que uno puede no ver respuesta ni mejoría clínica”.

Lee también: Cómo la sangre de los sobrevivientes de coronavirus podría salvar vidas

La infectóloga añade, que el tratamiento con plasma sanguíneo es algo que todavía están investigando: “Se está estudiando qué tan efectivo es, a cuáles enfermos ayuda a recuperarse y a cuáles no, cuál es el mejor momento para la administración del plasma. Son todas preguntas que están tratando de contestar, los estudios clínicos que se están haciendo”.

Tags:

Deja tu comentario


Estreno

Martes / 22:30 / CNN Chile Reportajes en CHV Noticias